En este artículo vamos a intentar darte algunas claves sobre que es lo importante para comprar una bicicleta eléctrica.

Las bicicletas eléctricas están echando a los coches de las calles europeas. Una tendencia común en los más concienciados con el medio ambiente y que ha experimentado un alza debido a la pandemia.

Era cuestión de tiempo que las bicicletas eléctricas se hicieran un hueco en las calles. Las bicicletas siempre han sido el medio de transporte no contaminante más utilizado por parte de los ciudadanos, y su versión eléctrica no hace sino mejorar la experiencia.

 

Las bicicletas eléctricas, o e-bikes, están echando a los coches de las ciudades. Esto se debe a varios factores: una mayor concienciación con el medio ambiente, un temor al uso del transporte público en la pandemia y el hecho de que haya gobiernos incentivando esta tendencia facilitando su compra o creando carriles bici.

¿Y por qué bicicletas eléctricas, y no bicicletas de toda la vida? Por las facilidades. Son estupendas para el ejercicio y también para pasear y moverse en la ciudad, además de que cuentan con una batería y un motor que te ayudan a desplazarte más cómoda y rápidamente.

Haga sol, llueva o nieve, las bicicletas eléctricas siempre van a estar ahí para ti, para llevarte adonde quieras llegar. Siempre que recargues la batería, claro. lo importante para comprar una bicicleta eléctrica  pero no sabes por dónde empezar, presta atención a estos consejos para comprar una bicicleta eléctrica en 2022.

¿Qué es una bicicleta eléctrica o e-bike?

Una bicicleta eléctrica, también llamada e-bike, es un vehículo de pedaleo que no emite emisiones, como una bicicleta tradicional. Se diferencian de estas bicicletas tradicionales porque incorporan un motor eléctrico de baterías que ayuda a reducir el esfuerzo de pedaleo y alcanzar velocidades mayores.

Aunque existen bicicletas eléctricas para todo tipo de terrenos y usos, las más habituales son las bicicletas eléctricas urbanas. Muchas personas las utilizan para moverse por la ciudad, ir al trabajo o al centro de estudio o, simplemente, pasear al aire libre.

Pero no sólo basta con tener un motor y hala. Según la normativa europea, en el reglamento 168/2013, una bicicleta eléctrica es aquella que está equipada “con un motor eléctrico auxiliar de potencia nominal continua máxima inferior o igual a 250W”.

Además, la potencia de la bicicleta eléctrica debe disminuir progresivamente hasta interrumpirse antes de que la velocidad del vehículo alcance los 25 km/h o si el ciclista deja de pedalear.

Ventajas de la bicicleta eléctrica

Puede que estés pensando que, para comprar una bicicleta eléctrica, mejor tirar con tu bicicleta de toda la vida, porque será más o menos lo mismo, ¿verdad? Pues ahí está la equivocación.

Las bicicletas eléctricas son muy versátiles y dan mucho juego a la hora de ayudarte a desplazarte de forma rápida, segura, cómoda y amigable con el medio ambiente, lo importante para comprar una bicicleta eléctrica es que a la vez ofrecen ventajas adicionales que no consigues con tu bicicleta tradicional:

  • Reducen el esfuerzo de pedaleo: la principal ventaja de las bicicletas eléctricas. Su motor eléctrico trabaja a la vez que tú pedaleas, lo que reduce la fuerza que aplicas durante el pedaleo. Esto las convierte en una alternativa más cómoda y menos cansada, lo que viene muy bien si la utilizas para moverte por la ciudad e ir a la oficina o a tu centro de estudios y no quieres llegar con la ropa chorreando de sudor.
  • No contaminan: a pesar de llevar un motor, no contaminan porque éste es eléctrico. Las e-bikes no producen emisiones y se convierten en una alternativa amigable con el medio ambiente, sobre todo a la hora de moverse en la ciudad. Gracias a estos vehículos, aportas tu granito de arena para proteger a la madre Tierra.
  • Son saludables: al facilitar el pedaleo, nunca dejas de pedalear el motor es un soporte una ayuda al pedaleo, te animan a utilizarla más a menudo. Esto te ayuda a crear un hábito mucho más sano a la hora de moverte por ciudad.
  • Te ayudan a ahorrar dinero: sí, hay que recargar las bicicletas eléctricas, pero sólo tienes que enchufarlas y listo. No tienes que gastarte un dineral en gasolina o combustible para tu coche o moto y, además, su mantenimiento se reduce ya que generan pocas averías.
  • Te permiten ahorrar tiempo: ya que reducen el esfuerzo del pedaleo y se adaptan al terreno, las bicicletas eléctricas te permiten llegar rápidamente a cualquier punto sin mucho esfuerzo, incluso si hay cuestas pronunciadas en tu ruta. Además, su tamaño compacto y la existencia de carriles bici o por la calzada te harán decir adiós a los atascos en hora punta.
  • Hay modelos para todos los ciclistas: quizá en tu mente tengas la imagen de una bicicleta eléctrica tosca y pesada, pero el auge de su uso ha incentivado que se diseñen modelos muy similares a las bicicletas tradicionales. Modelos ligeros, compactos y muy atractivos.
  • Tienes un modelo para cada modalidad : ya que se han puesto de moda, muchas marcas han aprovechado para crear sus propias versiones de la bicicleta eléctrica. Por ello, no sólo existen e-bikes para moverse por ciudad, sino que también las encuentras para montaña, gravel, plegables, para niños, ¡de todo tipo!

¿Cuánta velocidad alcanza una bicicleta eléctrica?

Por normativa, las bicicletas eléctricas deben circular a una velocidad inferior o igual a 25 kilómetros por hora.

De hecho, están preparadas para desactivar el motor una vez se alcanza esa velocidad, para que la misma dependa de tu propio pedaleo.

¿Cuánto dura la batería de una bicicleta eléctrica?

Aunque esto depende mucho de cada modelo, por norma general las bicicletas eléctricas tienen una batería cuya autonomía oscila entre los 300Wh y los 400Wh. Esto se traduce en unos 40 y 60 kilómetros, también depende del terreno, la ruta y de lo que uses el soporte asistido del motor.

Como te decimos, esto depende de cada fabricante, ya que algunas marcas comercializan e-bikes para ciclistas exigentes que pueden alcanzar una autonomía de hasta 100 o 150 kilómetros.

¿Cómo escoger la bicicleta eléctrica adecuada?

Lo más importante a la hora de escoger la bicicleta eléctrica más adecuada para ti es tener en cuenta el uso que le vas a dar. Según ese uso, deberás atender a un tipo de bicicleta u otro que se adapte a tus necesidades.

Para ello, debes hacerte la siguiente pregunta: ¿para qué quieres comprar una bicicleta eléctrica? No es lo mismo utilizarla para pasear por la ciudad, que para ir y volver del trabajo o clase, que para ejercitarte en la montaña, que para ir de excursión.

Según este tipo de uso, encontrarás diferentes modelos de bicicletas eléctricas. Las más comunes son las bicicletas eléctricas urbanas, pero también encuentras bicicletas eléctricas plegables, de montaña, gravel ,carretera y Fat Bikes. Esos son los tipos más comunes y vamos a desglosar cada uno de ellos.

Las bicicletas urbanas eléctricas.

Las más vendidas. Estas bicicletas se caracterizan por su comodidad y autonomía, superando en uso, incluso, a los patinetes eléctricos. Esto es porque ofrecen mejores prestaciones y, además, una mayor estabilidad y seguridad.

Sus diseños se asemejan cada vez más a los de las bicicletas tradicionales, salvo que su motor te ayudará a alcanzar mayores velocidades con menos esfuerzo durante el pedaleo. Esto es lo que ha hecho que se convierta en uno de los medios de transporte más utilizados en la ciudad, y en el favorito de muchas personas.

Sus ventajas son las siguientes:

  • Alcanzan una gran velocidad y autonomía.
  • Tienen ruedas grandes y estables.
  • Son fáciles de manejar.
  • Algunas pueden acoplar un portabebés.

¿Convincente, verdad?

En cuanto a sus inconvenientes:

  • Se limitan a superficies lisas y/o asfaltadas.
  • No pueden superar los 25 kilómetros por hora.

Las bicicletas eléctricas urbanas son para ti si buscas un medio de transporte rápido y económico.

También si tienes niños y quieres utilizarlo como transporte familiar.

El tipo de bicicleta eléctrica más vendido por lejos. Las e-bikes plegables conservan las prestaciones técnicas de una bicicleta eléctrica al uso, pero en un vehículo de menor tamaño y peso.

Generalmente se tratan de modelos orientados a su uso en ciudad, pero su popularidad ha incentivado a varias marcas a diseñar sus propias bicicletas eléctricas plegables para montaña y campo. Sin embargo, siempre serán la opción favorita para quienes tengan que viajar en transporte público y combinar ambos trayectos.

Sus principales ventajas son las siguientes:

  • Son más ligeras y fáciles de transportar.
  • Ofrecen la misma velocidad y autonomía que las e-bikes tradicionales.
  • Pueden combinarse con otros medios de transporte.
  • Ocupan poco espacio.

En general son muy similares a las otras.

En cuanto a sus inconvenientes:

  • Sus ruedas son más pequeñas, por lo que son menos estables, más nerviosas.
  • No hay espacio para colocar un portabebés.

Las bicicletas eléctricas plegables son para ti si combinas los trayectos en bici con los trayectos en transporte público, tienes poco espacio para guardar la bici en casa o en la oficina o tienes que subirla varios pisos hasta tu piso.

Pero tal vez la necesites para otros entornos…

Lo importante para comprar una bicicleta eléctrica de montaña .

Aunque menos comunes, poco a poco las bicicletas eléctricas de montaña están ganando adeptos . Lo importante para comprar una bicicleta eléctrica de montaña es que  deben adaptarse a terrenos más complicados y se orientan a un uso más intensivo, cuentan con mejores especificaciones técnicas.

Sus ruedas son más robustas para proporcionar estabilidad en terrenos irregulares, las encuentras de todas las pulgadas más comuynes 27″ y 29″, además de contar con más potencia, alcanzando los 45 kilómetros por hora y con asistencia al pedaleo para una mejor eficiencia en las cuestas. Todo esto en un vehículo ligero y con diseños estéticamente atractivos.

Sus principales ventajas son las siguientes:

  • Alcanzan mayores velocidades y disponen de una mejor autonomía.
  • Son más robustas.
  • Son muy versátiles.

En cuanto a sus inconvenientes, hay uno que es bastante desalentador: suelen ser mucho más caras.

Las bicicletas eléctricas de montaña son para ti si quieres hacer grandes rutas por terrenos irregulares, pero no estás acostumbrado a hacer grandes esfuerzos físicos.

También si necesitas una bicicleta eléctrica que sobrepase los 25 km/h.

¿Lo importante para comprar una bicicleta eléctrica?

Si ya sabes el uso que le vas a dar a tu bicicleta eléctrica y  sabes que es lo importante para comprar una bicicleta eléctrica y además  has encontrado el tipo de e-bike que mejor se adapta a tus necesidades, es hora de comprar un modelo.

Para ellos, te recomendamos tener en cuenta las siguientes características:

  • El peso: uno de los factores más importantes a la hora de escoger una bicicleta eléctrica. En este aspecto influye el material de aluminio o fibra de carbono, por ejemplo, material que será determinante en su precio. Cuando menos peso tenga el conjunto, más cara será la bicicleta, de modo que te conviene valorar la relación peso/precio según tus necesidades. Si quieres una bicicleta económica, puedes buscar una con materiales robustos y un poco más pesada. No pasa nada por un kilo más o menos.
  • El tipo de motor: en las e-bikes existen los motores con escobillas y los motores sin escobillas. Los primeros son más pesados y ruidosos y, por ende, más baratos. Los motores sin escobillas son más ligeros y silenciosos, por lo que también serán más caros.
  • La posición del motor: el motor puede colocarse en diferentes lugares de la bicicleta. Puede colocarse en la rueda delantera, trasera o en el eje central (la mejor de las opciones); este último lugar transmite directamente la fuerza a los pedales. Si está en la rueda delantera, hay más peso en esa parte de la bicicleta y tus brazos reciben más golpes y baches, además de ser menos estable. Por otro lado, si el motor está en la rueda trasera, la bicicleta será más estable y cómoda, aunque también más lenta.
  • El tipo de batería y el tiempo de recarga: por lo general, las e-bikes utilizan baterías de litio, esta es la mejor opción,  pues ofrecen una mayor durabilidad en menos peso. Sin embargo, siguen existiendo modelos con baterías de plomo o níquel/hidruro metálico, que serán más baratas por ser, también, más rudimentarias. En cuanto al tiempo de recarga, la mayoría de las bicicletas eléctricas necesitan una media de 3 horas para una carga completa. Las más caras pueden recargarse en menos tiempo y en las más baratas, el tiempo de carga puede extenderse hasta las 8 horas o más.
  • La autonomía: este factor es muy variable ya que depende de muchos aspectos, incluido el propio usuario. Lo mejor para averiguar la autonomía es observar la capacidad de la batería, que se mide en Wh (watios por hora). La mayoría de las e-bikes tienen una batería de 300 o 400 Wh, que se traducen en 40 o 60 kilómetros de autonomía. Sin embargo, algunos modelos más caros proporcionan baterías que alcanzan hasta 100 o 150 kilómetros de autonomía.
  • Los frenos: por norma general, las bicicletas eléctricas utilizan frenos V-Brake, que son baratos y de mantenimiento sencillo. No obstante, los modelos más caros proporcionan frenos de disco mecánico o hidráulico, típicos de las bicicletas de montaña, con un frenado más eficaz pero también más complejo en su mantenimiento y reparación.
  • La suspensión: esto ya se basa en el gusto personal de cada usuario. Una suspensión delantera y un amortiguador trasero facilitan el uso y hacen que el trayecto sea más cómodo, pues reducen las vibraciones y mejoran la estabilidad, aunque también se traduce en un encarecimiento del precio y en más averías costosas a largo plazo.

 

Con todas estas variables en la mano ya sabes que es lo importante para comprar una bicicleta eléctrica y te resultará mucho más fácil saber qué tipo de e-bike se adapta mejor a tus necesidades.

Sólo tienes que prestar atención a aquello que des más relevancia (el peso, el precio, el motor, etc.) y podrás hacerte con la bicicleta perfecta en cuestión de minutos.

Las mejores bicicletas eléctricas que puedes comprar en 2022

Ahora que sabes qué hay que tener en cuenta para comprar una e-bike, es hora de escoger la bicicleta eléctrica perfecta para ti.